A pesar de que el comercio electrónico cada vez va en crecimiento, los consumidores siguen comprometidos con el acto físico de comprar. Y para mantener interés en el mercado es importante personalizar la experiencia del cliente y ofrecer un excelente servicio. Ya no solo se considera una tienda un punto de venta sino un centro de exhibición y experiencias.

Sin embargo, se debe estar preparado ante el fenómeno de las tiendas online y seguir un modelo de análisis similar. Donde las tiendas online analizan al máximo al cliente que visita su página, vigila todos sus movimientos y los sigue hasta que realice la compra. Exactamente lo mismo se debe realizar en una tienda física. Se debe conocer bien al público objetivo y ser capaz de reaccionar al instante para satisfacer las necesidades de los clientes.

Para esto es importante conocer los KPI básicos del retail, que son: datos de tráfico de la tienda, su tasa de conversión y el ticket promedio. Con estos datos se puede fortalecer la tienda física de la siguiente manera:

• Mejorando el servicio al cliente: Con los datos de trafico y la tasa de conversión, se puede saber las horas pico de la tienda y si un vendedor está asistiendo o no al cliente. Estos datos nos ayudan a estar preparados operativamente para satisfacer las necesidades del cliente.

• Optimizando la planificación del personal y la productividad de la tienda: Para esto se debe calcular el STAR (Shopper to Associate ratio). Mientras mas bajo sea este número su nivel de servicio será mas alto. Con los datos de tráfico se puede localizar en ciertos turnos a los mejores vendedores, así mismo se puede determinar las horas de descanso del personal de ventas, sin que los clientes queden desatendidos. También se pueden establecer nuevos parámetros de medición de gestión que los haga más eficientes a los equipos de venta y los mantenga motivados.

• Perfeccionando el espacio de ventas existente: Se puede diseñar una tienda de una manera mas amigable al flujo de personas que visitan la tienda, y al tiempo que se quedan en ella. Así mismo se puede decidir si una localidad esta siendo rentable o no, y decidir qué cambios realizar a corto plazo o en tiempo real.

• Implementando campañas de marketing que sean medidas en términos de tráfico: Hoy en día con el marketing digital, las ventas flash y los productos promocionados a través de redes pueden ser medidas en términos del tráfico que se logra atraer a las tiendas. La simple medición del incremento de tráfico como consecuencia de la campaña de marketing puede ayudar a los retailers a mejorar las campañas a lo largo del tiempo y hacerlas más rentables.

Un sistema de inteligencia de tráfico ayudará a captar datos importantes y a operar de manera similar a las tiendas online, donde se basan totalmente en análisis de datos para implementar nuevas estrategias y nuevos productos. Antes se podía pensar que las tiendas online tenían una ventaja competitiva en conocimiento de los clientes y su comportamiento. Hoy en día con un buen sistema de contador de personas y su software como lo tiene Shoppertrak, ya es posible hacerlo en las tiendas físicas. Y así podremos fortalecerlas ante el comercio electrónico.
Si desea conocer más acerca de nuestro sistema de inteligencia de tráfico (Contador de personas), no dude en escribirnos aquí.