El diseño de una tienda siempre ha sido importante pero hoy en día es más relevante ya que es lo que hace la diferencia entre la experiencia de compra online versus la de tienda física. El diseño de una tienda afecta directamente al tráfico, tiempo de permanencia y ventas. Por eso es crítico invertir el tiempo y recursos en asegurarse que las tiendas luzcan su mejor presentación.

A continuación 6 consejos básicos para que el diseño de la tienda sea un impulsor de las ventas:

1. Escoger el planograma perfecto: Este debe ir acorde al flujo de tráfico que se espera en la tienda. Puede ser recto, en curva o circular, angular o de flujo libre.
Según Paco Underhill en su libro “Why we buy” afirma que la mayoría de los compradores al entrar a una tienda se dirige a la derecha. También sugiere que no se pongan artículos a la entrada, ya que estos pueden ser pasados por alto. Es importante tener datos históricos o estadísticos del comportamiento de tráfico del comprador para escoger el plano ideal.

2. Lista para Instagram: Hoy en día las imágenes generan notoriedad a través de las redes sociales. Tener una espacio diferente o llamativo dentro de la tienda motivará a que los clientes se tomen fotos y las compartan. Esto generará tráfico , reconocimiento y sobre todo más oportunidades para vender.

3. Zonas de espera: Es un espacio destinado para que los acompañantes puedan entretenerse y permanezcan más tiempo en la tienda. Así mismo se lo debe aprovechar para exhibir mercadería atractiva y convertir al acompañante en comprador.

4. Controlar el stock: Asegurar que los productos sean presentados en cantidades apropiadas, sin excesos ni productos faltantes. Debe existir espacio suficiente entre la mercadería y así los compradores puedan encontrar lo que están buscando, apreciando mejor los productos.

5. Exhibir la mercadería libremente: Esto permite a los compradores tener contacto directo con el producto, activar sentidos adicionales y generar la sensación de empoderamiento y apego. Liberar la mercadería de barreras físicas como vitrinas o candados requiere contar con sistemas de prevención de perdidas efectivos que permitan esas interacciones del comprador sin correr el riesgo de perdidas.

6. Excelente ubicación del punto de pago: Exhibir productos de compra impulsiva en estos puntos nos permite en un espacio de aproximadamente 1% de la tienda generar en promedio el 7% de las ventas anuales, convirtiéndolo en uno de los espacios más efectivos.

Un diseño de tienda atractivo debe activar múltiples o todos los sentidos del comprador, generando un flujo dinámico y aprovechando cada uno de los espacios. Actualmente existen herramientas tecnológicas como la video analítica, mapas de calor o contadores de personas que permiten analizar y mejorar los planogramas y se vuelven indispensables para la operación correcta del retail moderno.
Finalmente, no olvidemos que lo importante para mantener el interés del cliente, es crear experiencias, ofrecer un excelente servicio al cliente y siempre buscar ideas nuevas e ir innovando de acuerdo al mercado. Si tiene una inquietud o pregunta sobre este tema contáctenos a info@localhost